HONDURAS.- Crisis social, internas fraudulentas y bipartidismo moribundo

 

Por Sebastián Ernesto González

Sin duda alguna, que un ejemplo de cómo realizar un fraude monumental, fue el que se realizó el 18 de noviembre en Honduras, acusaciones por todos lados y contra acusaciones, ese fue el reflejo de la crisis política que aún se sigue viviendo en el país después de 30 años de dictadura del “bipartidismo” y que explotó el 28-J de 2009. Por un lado se tiene; una oligarquía, burguesía y clase política anticuada, no dispuestos a soltar el poder y por el otro lado; se tiene una nueva clase política emergente ligada a terratenientes que pretenden hacerse con el poder. Ingenuamente, como “bebé” recién nacido incursiona el nuevo partido político Libre al ruedo electoral y se somete a un proceso totalmente controlado por los que a cualquier precio, pretenden tener el poder.

 

Implementación del TREP, mecanismo del fraude electoral

En estas elecciones primarias se elegían los candidatos de los partidos Liberal, Nacional y Libre, las urnas instaladas eran 4, en las cuales cada votante votó para; la presidencia de la república, alcaldías, diputados y autoridades de cada partido. Por el Partido Nacional participaron 7 movimientos internos, por el Partido Liberal 3 y por Libre 4, con la diferencia de que en Libre se llevó una sola candidata a la Presidencia de la República.

El Tribunal Supremo Electoral, en estas elecciones primarias implementó el famoso TREP (Sistema de Transmisión de Resultados Electorales Primarios), el cual consistió en que después de cerrada cada urna y una vez hecho el conteo de los votos para la presidencia de la república, cada presidente de mesa llamó –vía teléfono celular- al TSE para dar a conocer la votación, la llamada la recibía una persona encargada que recibía la información y la transcribía a un programa informático. Las irregularidades que se dieron en este procedimiento han sido muchas, dignas de un record Guines.  Queda claro que todo el andamiaje montado, ha sido con el propósito de mantener vivo el bipartidismo, ante las expectativas que ha levantado el nuevo Partido Político Libre.

Mientras candidatos del bipartidismo rechazan resultados, Zelaya los avala

El plan de la OEA, creado e impulsado por el Pentágono, para estabilizar el país después de los acontecimientos del 28-J sigue su marcha, gran parte del plan pasaba por arrastrar a ese gran movimiento de masas –FNRP,  surgido con el golpe de Estado- al ruedo electoral. Con la creación de Libre y con la participación electoral en elecciones primarias se termina de legitimar el Golpe de Estado contra Manuel Zelaya, mientras el pueblo sigue pagando el gran costo económico que significó el mismo.

Paradójicamente, después de estas elecciones internas, los que han denunciado fraude e irregularidades han sido los mismos candidatos del bipartidismo que participaron en el golpe de Estado, mientras el ex presidente Zelaya avala y enaltece la labor de los magistrados del TSE y del Presidente Porfirio Lobo.

Según los datos oficiales del TSE hasta el 25 de noviembre, los ganadores de las elecciones primarias a nivel presidencial son; por el Partido Liberal Mauricio Villeda con 304,942 (52.27 %) de un total de 583,389, con 7,041 actas escrutadas y faltando 625 por escrutar.

Por el Partido Nacional ganó Juan Orlando Hernández con 414,982 (45.34 %) de un total de 915,191; con 7,140 actas escrutadas y faltando 526 por escrutar.

Por el Partido Libre y teniendo como candidata única a Xiomara Castro de Zelaya, llevaba contabilizados 487,499 (93.37 %) de un de 507,323; con 3,133 actas escrutadas y faltando 4,533 por escrutar.

Desde el inicio en que se comenzaron a dar los resultados a través del TREP, las voces de protesta se comenzaron a dar, en el Partido Nacional, los principales perdedores Ricardo Álvarez y Miguel Pastor la han arremetido en contra de Juan Orlando Hernández, por su parte, Ricardo Álvarez manifestó “Hoy me rebelo contra aquellos que quieren seguir mandando en el partido sin tener el cariño del pueblo nacionalista. Que les quede claro: voy a llegar firme hasta el final; hasta que reconozcan voto por voto y respeten la voluntad del pueblo hondureño… esto no se trata de mí  ni del capricho de unos cuantos que quieren imponer un candidato”. LT (26/11/2006). Mientras Miguel Pastor, diría  “…no es la primera vez que tenemos en contra de nosotros al Presidente de la República. Esta ha sido una lucha desigual, hemos luchado contra el poder, el dinero y la maquinaria del Estado… es sano y necesario que se lleve a cabo un proceso de recuento de cada acta y de cada voto que sea rápido y transparente”. LT (21/11/2012).

Por su parte, Porfirio Lobo, aludiendo a los dos anteriores y defendiendo a Juan Orlando Hernández, desde la otra equina manifestó “dicen que el Presidente es el responsable…y si a uno lo protegen los banqueros y a otros los protegen los dueños de los medios, pues hombre que al otro lo proteja el pueblo… hay una particular casta por allí que quieren hacer presidentes a la fuerza…” LT (22/11/2012).

El candidato perdedor por el Partido Liberal, Yani Rosenthal manifestó “sentimos que el proceso ha sido irregular y nos vemos obligados a solicitar el recuento de votos para que la voluntad de los ciudadanos se respete de verdad… Yo aspiraba a que este proceso sirviera para que el PL superara la crisis del 2009 y cada día que pasa estoy viendo que se profundiza más la división y que en lugar de que se una el partido se divide más…”. LT (21/11/2012).

Es notable que la crisis política del 2009 se sigue manifestando en la actualidad, pero mientras los candidatos del bipartidismo se descuartizan, el ex presidente Manuel Zelaya alaba al TSE y reconoció la transparencia del proceso electoral y aludiendo a las máximas autoridades del TSE, manifestó  “han tenido un comportamiento de altura, de verdaderos demócratas, al igual que el presidente Porfirio Lobo Sosa”  LT (20/11/2012)

Ante la avalancha de cuestionamientos, los magistrados del TSE culparon a los partidos políticos del gran fraude, en lectura de un comunicado que sacaron, manifestaron;  “Los miembros de los partidos políticos en las mesas electorales fueron los que manejaron el proceso; no quieran venir a poner el punto negro ahora en el TSE, porque ellos fueron los responsables de llenar esas actas y alteraron en determinado momento las urnas…”  LT (22/11/2012).

Por su parte, el candidato del Partido Anticorrupción y que el próximo año también participará en las elecciones generales, Salvador Nasrralla, manifestó “Los procesos electorales en Honduras san “asco” por la serie de irregularidades que se presentan. Lo que ha sucedido el domingo ha sido un fiasco que costó al Estado cerca de mil millones de lempiras” EH (24/11/2012)

El papel de la OEA, gendarme de la política imperialista

Tal y como ha venido hasta ahora, cumpliendo su papel de vigilante, la OEA sigue avalando el proceso de “democratización” de Honduras. En un comunicado sacado por la comisión que observó el proceso electoral, el jefe de la misión, Enrique Correa, leyó “…el asunto principal es que estas son unas elecciones en las que participó todo el arco de opiniones políticas de Honduras; desde el izquierdista más radical, hasta el derechista más duro…esta ha sido una muestra de madurez política, después de la crisis que se vivió…”   LT (20/11/2012). En pocas líneas es palpable, que después de la gran lucha que se dio en contra del golpe, el gran papel de la OEA fue encarrilar a ese gran movimiento social que se llama FNRP a la participación electoral, dicha táctica fue aceptada por la dirigencia del FNRP en los acuerdos de Cartagena y sigue su paso.

Solo la movilización y la lucha romperán con el bipartidismo

Si bien es cierto que la candidata de Libre ha sido la mayor votada individualmente en estas elecciones, también es cierto que el Partido Nacional en su conjunto casi llega al millón de votos, así como el Partido Liberal aparece con mayor votación que el partido Libre, ya sea con una votación inflada o no lo sea, al final de cuentas el dato oficial es el que termina dando el TSE.

El Partido Socialista Centroamericano (PSOCA) sigue planteando que Libre no es la solución para el logro de una sociedad justa, igualitaria y democrática. En estas elecciones internas decidimos llamar a la población al “Voto Crítico” por los candidatos luchadores, para acompañar a la población en su experiencia electoral, sin embargo, cuestionamos el papel conciliador de la dirigencia de Libre y el abandono de la lucha social y política. Estas elecciones internas solo reflejan que las estructuras del poder siguen en manos de las mismas personas que dieron el Golpe de Estado del 28-J de 2009. La votación obtenido por Libre, no es lo suficiente para aspirar a una transformación completa del país, solo refleja el deseo de un sector de la población por aspirar a cambios sociales y políticos, sin embargo, no basta con llevar a la población a las urnas.

La dirigencia sindical, campesina y gremial debe de rescatar al FNRP, aunque la mayoría hayan participado en las elecciones, tienen la obligación movilizar a la resistencia en contra de los múltiples paquetazos del gobierno de Lobo-Hernández y en contra de las múltiples leyes en contra de los trabajadores. El encuentro de luchadores ha sido un inicio para movilizar nuevamente y para reactivar la lucha, pero es impostergable que surja una vanguardia que tome el control de la dirección y que no le claudique a la experiencia electoral.

Share