03022021Mar
Last updateDom, 28 Feb 2021 12pm

NICARAGUA: Irregularidades y protestas por el reparto de alcaldias

Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 
Normal 0 21 false false false ES X-NONE X-NONE MicrosoftInternetExplorer4

 

 

Por Aquiles Izaguirre

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

El pasado 18 de Enero, se celebró en la Región Autónoma del Atlántico Norte (RAAN) las elecciones municipales en los 7 municipios de dicha región. Como se recordará, estos comicios fueron pospuestos por el Consejo Supremo Electoral (CSE), debido a que no “existían suficientes condiciones”, por la desactualización del padrón electoral, y la reubicación de ciudadanos desplazados en el año 2008 por el Huracán Félix. Sin embargo, pasados más de dos meses de las elecciones en el resto de Nicaragua, el problema continúa siendo el mismo, la antidemocrática ley electoral ha dejado un marco de denuncias de fraudes y anomalías manifestadas por los partidos contendientes al FSLN, que son: YATAMA y el PLC.

Antiguos enemigos, “ahora aliados”

La historia es inflexible, esa es la experiencia que nos dejaron estas elecciones en la RAAN, haciendo un poco de historia, recordaremos como YATAMA nació hace mas de 20 años. Fue en la década de los 80s que YATAMA hace su aparición como adversario, tanto político y militar del FSLN. A comienzos de la década del los 90 YATAMA se desmoviliza y se incorporó a la vida política del país, aliándose con el PLC. Sin embargo, en estos nuevos comicios, YATAMA rompió con su tradición de no alianzas con el sandinismo, y participó como aliado político del FSLN, pacto que solo duró la campaña electoral, ya que después de escrutadas las primeras actas, YATAMA clamó, por el robo de las elecciones llevadas a cabo por el CSE y el sandinismo.

Los electores que nadie escucha.

Lamentablemente y como era de esperarse, las denuncias de YATAMA o cualquier representante de la Costa Atlántica no es escuchada por nadie, si bien, sirven como panfletos periodísticos y noticias sensacionalistas, la verdad es que la Costa es un mundo aparte y marginado por el resto de Nicaragua. Desde antes de las elecciones algunas personas como Luis Frank Zúniga, de la juventud de Bilwi explicaba: “el CSE no realizó la debida divulgación de la apertura del proceso de verificación ciudadana, por lo cual una gran cantidad de jóvenes están desorientados y no saben en qué Junta Receptora de Votos (JRV) les corresponderá votar”. Por supuesto que esta preocupación, estaba orientada porque: “No queremos lo del Pacífico. ¿Qué garantías hay con un Consejo Supremo Electoral que no se apega a Derecho?” (La Prensa 16/12/08)

Si bien, la inmensa mayoría de la población nicaragüense vive en la miseria, nuestra Costa Atlántica es un verdadero parámetro para medir la pobreza, a pesar de que dicha región posee un potencial económico gigantesco, debido a la gran cantidad de recursos naturales que existen en la zona. Esta contradicción entre potencialidad económica y la miseria imperante, crea las condiciones perfectas para obtener los mejores dividendos políticos, claro está, avalados por la profunda apatía que sufre la población, que ha visto pasar gobiernos liberales y sandinistas, sin que el tiempo o progreso lleguen a sus vidas.

Anomalías y denuncias.

Como era de esperarse, el proceso comenzó con acusaciones de anomalías, pero los principales acusadores, fueron los miembros, y hasta entonces aliados del FSLN, YATAMA. El primer secretario del Consejo Regional y militante de Yatama, Salvador Fermín denuncio: “Hubo anomalías, el que no vio fue porque no quiso. Hubo gente del Pacífico que ya había votado allá y volvió a votar aquí, militares, le pagaron a los niños y les dieron cédulas para votar. Por eso Yatama va a tomar acciones. Vamos a exigir nuestro derecho, porque si nosotros nos quedamos de brazos cruzados, ¿quién lo va a reclamar? Reclamamos porque nos robaron” (LA PRENSA 21/1/09). Asimismo, el PLC denunció las mismas anomalías, pero se conformó con las 2 alcaldías que les asigno el CSE. Claro está, YATAMA solo gano 1 y el FSLN se “llevo” 4 de las 7 posibles.

Cambiemos la ley Electoral.

Los problemas en la RAAN son muchos, evidentemente estas elecciones lo único que lograron fueron democratizar, las ya frecuentes irregularidades cometidas por el CSE. La única salida a esta problemática, debe ser la verdadera autonomía de los pueblos que viven en la RAAN. Asimismo, cambiar el sistema electoral debe ser una prioridad, el sistema de contar votos debe ser democrático y público en asambleas populares.

Share

Comentarios potenciados por CComment