12062021Lun
Last updateVie, 03 Dic 2021 11am

EL SALVADOR.- SITRAL lucha por la estabilidad laboral

Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 


Por Francisco Martinez

Al 31 de octubre del 2020 se registraban un Consolidado de 2390 Empleados Contratados en la Asamblea Legislativa de estos 1283 corresponden a empleados del  área institucional, los demás eran empleados asignados a los diferentes grupos parlamentarios  distribuidos así:  379 (ARENA), 205 (FMLN), 183 (PCN), 244 (GANA), 75 (PDC), 11 (CD) y 10 al Diputado No Partidario.

La llegada de la nueva Asamblea Legislativa significaría violación a la estabilidad laboral y despidos de trabajadores. Según Luis Ortega Secretario General del  Sindicato de Trabajadores de la Asamblea Legislativa (SITRAL), “…1,019 plazas serían eliminadas, de un total de más de 2,000 que tiene actualmente el Órgano Legislativo…” (EDH.12/05/21).

Respecto a dichos despidos  Ernesto Castro presidente de la Asamblea Legislativa, manifestó: “Los contratos que se vencieron el 30 de abril serán dados de baja y a partir de eso; cuando alguna fracción legislativa, de acuerdo a su presupuesto, quiera contratar o recontratar serán bienvenidos… uno de los cambios que se contempla es remover a quienes fueron favorecidos con plazas fantasmas y que no cumplían con su jornada laboral como el resto de trabajadores...las personas en cargos de confianza, tampoco podrán continuar…” (https://www.asamblea.gob.sv/node/11230).

Los sindicatos pieza clave en combate a la corrupción

En su momento Luis Ortega Secretario General del  Sindicato de Trabajadores de la Asamblea Legislativa (SITRAL) manifestó: “Hemos denunciado que alrededor de 1,000 plazas fantasmas podrían haber en esta institución o más. No puedo dar un número determinado porque eso lo va a dar la investigación”.  (11/03/21). Con ello estaba confirmando y señalando la corrupción que existía en las anteriores legislaturas, cualquiera pudiese pensar que al llegar la nueva legislatura  eliminaría dichos males.

Contrario a ello nuevamente  SITRAL ha manifestado que “…el presidente de la Asamblea, Ernesto Castro, de Nuevas Ideas, está despidiendo personas institucionales violando sus derechos laborales y; por otro lado, deja a “plazas fantasmas” afines a los partidos aliados del gobierno…Están dejando aquí en la Asamblea a personas que incluso no vienen a laborar, que vienen una vez o dos veces a la semana, pero a esas personas allí las están protegiendo, porque son cercanos a la administración, a las fracciones que están ahora administrando, eso no puede ser, es una violación a los derechos humanos y laborales” (EDH. 7/07/21)

Cuando SITRAL denuncio la corrupción fue bien visto, pero luego que se pronunciaran en contra de los despidos las cosas cambiaron, Ernesto Castro presidente de la Asamblea Legislativa manifestó: “Estamos para dialogar, pero con bochincheros o con amenazas no vamos a funcionar así”. La dirección de SITRAL solo tenía dos opciones defender a los trabajadores y ganarse el repudio de los Diputados o callar ante los hechos.

SITRAL en pie de lucha

Desde que se dieron los primeros despidos por parte de la actual legislatura, SITRAL  los ha denunciado y realizado acciones de protestas, para exigir respeto a la estabilidad laboral y a los derechos sindicales. Este nueve de julio nuevamente realizaron acciones como lo fue el cierre de portones de  acceso a la Asamblea Legislativa, reducción de  de labores en el Centro Cultural Legislativo  todo ello como medida de protesta ante centenares de despidos arbitrarios y, los que harán próximamente que rondan los 200 o 300 trabajadores.

La respuesta inicial  del gobierno ha sido  la intimidación mediante el envío de personal de diferentes  áreas de la Policía Nacional Civil (PNC) al respecto el sindicato vía twitter  manifestó: “Ningún tipo de intimidación policial dentendrá la luchando por los derechos laborales en la Asamblea Legislativa. Han desplegado elementos policiales como este Sr de Inspecciones Oculares, que anda fotografiando a los compañeros manifestantes.”  Además de ello enviaron grúas de la PNC con la finalidad de retirar los vehículos en los cuales se encontraban los equipos de sonido. En este caso los sindicalistas de forma valiente se lanzaron al piso para detener que les fueran retirados los equipos.

Luchar unidos

Los despidos continúan amenazando a los trabajadores del órgano legislativo, según Luis Ortega Secretario General de SITRAL "los despidos arbitrarios siguen, pero también las contrataciones excesivas". Pero además de ellos también los trabajadores municipales también han sido sacudidos por  los despidos. Por lo anterior es necesaria la unidad sindical de los trabajadores legislativos. El Sindicato de Empleados y Empleadas de la Asamblea Legislativa (SEAL) por Principio está en la obligación de luchar contra los despidos y unificar la lucha con SITRAL. Así mismo es necesaria la unidad de acción con los trabajadores municipales. Todos los sindicatos deben solidarizarse con la lucha de los trabajadores legislativos y exigir una mesa de  diálogo y negociación entre los representantes sindicales y representantes de la Asamblea legislativa debiéndose exigir   el reinstalo de los trabajadores despedidos y el respecto de los derechos laborales.

Share

Comentarios potenciados por CComment