12112019Mié
Last updateMar, 10 Dic 2019 7pm

EL SALVADOR.- Patrones areneros violentan derechos de sus trabajadores

Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 

Dirigentes de ARENA como Roberto Dabuisson y Sigfrido Ochoa Pérez, son dueños de empresas de seguridad privada que explotan a los trabajadores

Por Rael Oshun

La empresa de seguridad privada Grupo Los 6, la cual cuenta con tres seccionales donde laboran 700 empleados y cuyos propietarios son Roberto D'aubuisson, Sigfrido Ochoa Pérez, entre otros dueños, mantiene en total marginación y degradación a sus empleados de la seguridad privada. Ante dicha situación, trabajadores organizados en el Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Seguridad Privada de El Salvador (SATISPES), se han tomado las instalaciones de su lugar de trabajo declarándose en huelga desde el lunes 18 de agosto. Los compañeros manifestaron que decidieron llevar a cabo el cierre “como medida de presión contra los empresarios que les explotan y niegan sus derechos”. Es de agregar que entre los propietarios de dicha empresa de seguridad se encuentran funcionarios públicos y candidatos de la derecha arenera, como por ejemplo Roberto D'aubuisson, hijo del fallecido mayor Roberto D'aubuisson, responsable del asesinato de Oscar Arnulfo Romero, y fundador de los escuadrones de la muerte.

Trabajadores privados reaccionan

A pesar de la sobreexplotación y del alto costo de la vida, todavía no se libran grandes luchas de la clase trabajadora del sector privado. Los trabajadores de la empresa de Seguridad G-6, organizados en el SATISPES, han decidido decir basta ya y demuestran el camino a seguir. Los compañeros están luchando por su bienestar y enfrentan a sus explotadores con dignidad, sin ponerse en venta ante ellos, mostrando ejemplo de verdadera lucha sindical sin claudicar.

El SATISPES se encuentra librando una lucha por los derechos de sus afiliados a tener un trato digno, sus derechos laborales que la ley otorga y hasta hoy han resistido valientemente. Mientras tanto los gobernantes no dan la más mínima importancia a la injusta situación de la que está siendo víctima la clase trabajadora.

Las demandas de los trabajadores son justas

Los trabajadores denuncian el trato inhumano de que son objeto por parte de sus jefes, quienes se refieren a ellos de manera indigna e insultante, y protestan por la explotación laboral por parte de los empresarios. Entre las demandas de los sindicalistas están: mejores condiciones laborales, pago de seguro de vida, pago de seguro social, pago de horas extras, pago de AFP, nocturnidad, reducción de horarios (44 horas semanales), indemnización o reinstalo de agentes de seguridad despedidos injustificadamente, además incremento de salario, estabilidad laboral y el respeto a la libertad sindical.

La reacción por parte de la patronal no se ha hecho esperar, quien ha demandado a los trabajadores en huelga.

Debemos redoblar la solidaridad con la lucha del SATISPES

Son varios días ya de la lucha librada por los trabajadores organizados en el SATISPES. Ante la firme lucha de los trabajadores, la patronal ha recurrido a métodos represivos como es el caso del amedrentamiento, ya que las personas que se encuentran en huelga han denunciado que han estado llegando personas sospechosas tratando de amedrentar e incluso amenazando con armas de fuego a los trabajadores; debemos rechazar dichas prácticas por parte de la patronal.

Actualmente son varias las organizaciones sociales y sindicales que han dado muestra de solidaridad con la lucha de los trabajadores de la seguridad organizados en el SATISPES, pero ésta ha sido insuficiente.

Desde el Partido Socialista Centroamericano (PSOCA) nos solidarizamos con la justa   lucha librada por los trabajadores del SATISPES y llamamos a reforzarla. Como parte de ello debemos exigir al gobierno que a través del Ministerio de Trabajo resuelva a favor de dicha lucha y obligue a los dueños de la empresa de seguridad G-6 al cumplimiento de las demandas de los sindicalistas, quienes solo están pidiendo se cumplan los derechos reconocidos por el mismo Estado burgués. De igual manera debemos condenar la conducta de los dueños de dicha empresa. Desde el PSOCA llamamos a los demás trabajadores de la industria de la seguridad privada a solidarizarse con la lucha de sus compañeros y unirse a las exigencias del sindicato, ya que ellos son verdaderamente quienes se exponen sus vidas a diario, mientras los dueños de las empresas de seguridad se quedan con las ganancias.

Share

Comentarios potenciados por CComment