12182018Mar
Last updateMié, 12 Dic 2018 6pm

GUATEMALA.- ¿Quiénes están detrás de la autoproclamada organización nacional de Comités de Huelga de la USAC?

Valoración del Usuario: 5 / 5

Star ActiveStar ActiveStar ActiveStar ActiveStar Active
 


Por Tyscho

La situación de la USAC es calamitosa, la crisis financiera no es nueva, su origen tampoco lo es. Sus causas están en el sistema corrupto de clientelismo administrativo, docente y estudiantil donde se premia, se compra y se corrompe a personas a diestra y siniestra para mantener el statu quo dominante de una universidad amputada de su deber constitucional con las grandes mayorías: YA NO ES ID Y ENSEÑAD A TODOS, ahora es más preciso decir: ID Y ROBADLO TODO; practicas comunes como colocar amigos y familiares en puesto de dirección importantes no solo en la administración central de la única universidad pública del país y la más grande de la patria centroamericana, sino también en las de las Facultades –el caso de Humanidades, Derecho y Económicas es ilustrador–, Escuelas y Centros Universitarios en todo el país, dándose caso de familias que tienen acaparada unidades académicas enteras durante generaciones consecutivas –el abuelo, el papa y los hijos–, ejemplificación de parásitos en todo caso, raterio que se reproduce como alimañas preparándose para asaltar cualquier botín, cualquier espacio del bien común, De nuestra USAC.

Pero también hay una causa que el cerrar de filas alrededor del magnífico rector del momento, con carrera de bandido que ahora se rasga las vestiduras haciendo parecer que defiende lo que nunca ha defendido, la universidad de la que se ha servido en una carrera que sonrojaría a cualquier aprendiz de salteador de cuello blanco que hoy hace su diario vivir en la cárcel de lujo de Matamoros.

No les dirán los de la ceguera impuesta, que el sustento que las administraciones anteriores y la actual hacen de la organización y sostenimiento material de grupos armados, de auténticos lumpenes venidos a milicias paramilitares al servicio del rector actual y de las rectorías precedentes, dueños de los chupaderos que a menos de 500 metros infligen la ley estando a las puertas de un centro de estudios, dueños de las empresas de seguridad privada que cuidan los bacanales de la cervecería centroamericana –La Gallo–.

Yo si les diré compañeros, compañeras quienes son los parásitos armados que durante 20 años mantuvieron capturada la Asociación de Estudiantes Universitarios (AEU) y que ahora se resisten a desaparecer por el simple hecho que siempre han vivido de la USAC y de servir desde la oscuridad a los que hoy se rasgan las vestiduras y quieren parecer ante los ladrones del congreso como honorables y magníficos representantes de la USAC; como en cualquier momento de crisis social, económica o de gobierno, los fantasmas y los engendros del pasado tratan de transformarse montándose sobre las esperanzas y los ideales de las personas para lavarse las caras y las manos –entiéndase la ilegal comisión Transitoria–, de la infamia, de la sangre y de la violencia de cientos de estudiantes agredidos, perseguidos vapuleados y hasta asesinados durante dos décadas.

Ahora estos engendros impresentables alimentados por Estuardo Gálvez, por Alvarado Cerezo y por Murphy Paiz se quieren lavar la cara para seguir sirviendo a sus amos, cual perros falderos, dóciles con el patrón pero rabiosos con los estudiantes que les han denunciado y les han combatido.

Los mismos que este año –al igual que en los últimos 20 años– contrataron a agentes foráneos de la universidad, para matonear a los estudiantes que con justa razón tratan de salvar –lo que muchos sabemos ya es insalvable– la huelga de todos los dolores, más dolorosa que honorable. Esos mismos parásitos son los que dicen en videos que obligaran al gobierno a desmilitarizar el país vestido ellos mismos de militares con bates y garrotes, aprovechando el odio del estudiantado y del pueblo en general contra el payaso del presidente; no les dirán los matones que ellos han servido durante años como auténticos esquiroles del movimiento estudiantil digno y crítico.

Ahora se quieren volver a lavar la cara escondiéndose bajo una causa justa, como lo es la pelea por la asignación constitucional del presupuesto de la USAC, estos matoneros llaman mañana a una Huelga Extraordinaria buscando movilizar al estudiante del interior –donde la huelga no esta tan contaminada– sabiendo que serán solo los sub-comités del ex honorable de la transitoria los que los respaldaran desde el Campus Central de la USAC, porque aquí ya todos les conocemos, sabemos de sus fechorías, también sabemos que le cholerean a Murphy desde la campaña a la rectoría, que con su victoria han ganado su permanencia mamando del presupuesto de la USAC, que todos pagamos. Seguro el patrón les dijo que aprovecharan la oportunidad de salirles al paso a la actual AEU, que se laven la cara, que usen a los estudiantes que movidos por el sentimiento siempre noble de una Huelga de antaño, de comités que se restituyan como fueron en el pasado, auténticos músculos defensores del pueblo y de la comunidad universitaria y no viles matoneros más cercanos al militarista que tanta tierra tiro sobre la USAC y sus auténticos dirigentes.

AL HUELGUERO, A LA HUELGUERA, AL ESTUDIANTE DE SIEMPRE

Si asistes a la convocatoria que oportunistamente quieren hacer estos matoneros, auténticos gánsteres que parasitan el movimiento estudiantil, adelante. Pero movilízate independientemente, no dejes que estos agentes oscuros de la corrupción dentro y fuera de la USAC capitalicen tu justa indignación, nuestra justa  lucha por una universidad que amplié año con año sus servicios a la población guatemalteca, que eleve la cultura del pueblo y de sus amplias mayorías. Son solo los huelgueros honorables, los estudiantes que con capucha o sin capucha en el rostro pueden condenar a estos sicarios al lugar que les corresponde, al basurero de la historia, como los sirvientes que siempre han sido, vividores parásitos de nuestra USAC.

Share

Comentarios potenciados por CComment