07052020Dom
Last updateVie, 03 Jul 2020 6pm

GUATEMALA.- Desinformación y cuestionamientos al Pacto Colectivo del magisterio

Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 


Por Leonardo Ixim

Después de muchos rodeos entre las autoridades del Ministerio de Educación y el Sindicato de Trabajadores de la Educación de Guatemala (STEG), el pacto colectivo para los trabajadores docentes, administrativos y de servicios del Estado se dio a conocer pública, o por lo menos informalmente en redes sociales.

El pacto, que está a la espera de que el Congreso de la República realice ajustes en el presupuesto del Estado para lograr cumplir sus compromisos, se había mantenido en secreto, lo que dio paso a suspicacias debido a las prácticas oportunistas del líder de STEG, Joviel Acevedo, pero también de descalificación ideológica de parte de los sectores empresariales y sus voceros en los medios de comunicación corporativos.

Por otro lado, los sindicatos que generan una crítica más fuerte al oportunismo de Acevedo, como el Sindicato Autónomo Magisterial de Guatemala (SAMGUA) y otros, no logran realizar una crítica combativa al oportunismo de Acevedo que a la vez aglutine a las bases que logra mover el STEG. En medio de su política sectaria tan solo han logrado levantar la demanda de incorporación de los 021 a 011, que convenientemente fue retomada por el sindicato mayoritario.

El Pacto Colectivo da reconocimiento al Programa Académico de Desarrollo Profesional y Docente (PADEP-S) y a la Formación Inicial Docente, los cuales son impartidos a nivel superior por la Universidad de San Carlos, programa que vino a destruir la carrera magisterial a nivel medio y como bien lo han denunciado distintas voces críticas, rompe con el escalafón magisterial. De allí que otros aspectos, como el cumplimiento de los 180 días  (artículo 22 del pacto) que el MINEDUC considera prioritario y que ha sido los argumentos que los centros de pensamiento afín a la burguesía como el Cien, Asies y los Empresarios de la Educación usan para oponerse a la movilizaciones del magisterio, sea reconocido en el pacto. Aprovechando esto, el MINEDUC suspendió arbitrariamente las vacaciones de medio año, con el pretexto de recuperar los días de clase perdidos durante los paros parciales de hace unos meses. Sorprendentemente ningún sindicato protestó por la medida.

A la par de esto, está la evaluación docente bajo un instrumento cuyo fin es realizar ese proceso, administrado por una Junta de Supervisión en la cual no existe una participación amplia de la comunidad magisterial ni de los padres de familia y que el STEG aceptó. Consideramos estas evaluaciones necesarias, pero deben ser consensuadas y no usadas para afectar la estabilidad laboral, por tanto, recoger una visión de educación crítica y no limitada a la generación de competencias.

Entre las conquistas (articulo 24) que la prensa reaccionaria, desde la más liberal hasta la más fascistoide considera gastos innecesarios, están: licencias con goce de salarios en caso de fallecimiento de cónyuges, hijos y abuelos, matrimonio, alumbramiento de conviviente, hospitalización o intervención quirúrgica de familiares cercanos, citación administrativa y judicial, enfermedad u hospitalización y por onomástico. Así como descanso por maternidad 30 días pre parto y 80 días pos natal.

Otros aspectos que se menciona son el traslado de los 021 a 011 (articulo 30) pero sin especificar un plan para esto, tal como se comprometió en su primer año de gestión el actual presidente. La conformación de una Junta Mixta de resolución de problemáticas laborales (articulo 46) sin que medie un proceso de fiscalización de las bases. Becas nacionales e internacionales, prestaciones educativas tal como manda la Ley General de Educación sobre materiales, mobiliarios, equipo, útiles y libros de textos, alimentación. Prestaciones de salud como pago hasta el 100 por ciento del salario cuando el Instituto Guatemalteco de Seguridad Social no lo cubra.  E Indemnización post muerte para familiares hasta de 10 salarios.

Algo que se vuelve una conquista importante es el reajuste salarial (artículo 65), incrementándose en 5 % anual para el año en curso y los dos siguientes tanto para trabajadores docentes como administrativos y de servicios. Así como un bono anual de Q 2,500 en diciembre para todas y todos los trabajadores. Los maestros que cursen el PADEPS y la formación inicial docente tendrán bonos especiales de Q500 en este año, Q600 en el próximo y Q700 en el 2020.

Toda la comunidad magisterial, las bases de los sindicatos tanto del STEG como de todos los demás, autónomos o afines al primero, debe discutir los beneficios reales de este pacto y exigir al Congreso que se haga un reajuste presupuestario para financiarlo. Una vez más sugerimos una reforma a la Ley de Extinción de Dominio, para que los bienes incautados al crimen organizado y funcionarios corruptos financien el precario sistema educativo nacional.

Share

Comentarios potenciados por CComment