12172018Lun
Last updateMié, 12 Dic 2018 6pm

EL SALVADOR.- ¿Reducción del número de diputados o democratización del sistema político?

Star InactiveStar InactiveStar InactiveStar InactiveStar Inactive
 


Por Francisco Barrios

Aprovechando el descontento popular respecto a los grandes gastos realizados en la Asamblea Legislativa un tema de debate es la propuesta de  reducción del número de Diputados,  lo cual requiere  un análisis para determinar las repercusiones de dicha propuesta y a la vez abrir un debate que baya mas allá y se plantee democratizar el sistema y la participación política de todos los sectores.

Por una verdadera democratización del sistema político

En El Salvador todavía continua vigente la  Constitución de 1983 con sus respectivas reformas, la cual sentó las bases de la partidocracia estableciendo en el artículo 85 que: “El sistema político es pluralista y se expresa por medio de los partidos políticos, que son el único instrumento para el ejercicio de la representación del pueblo dentro del Gobierno.”  En su momento  la anterior buscaba frenar un posible arribo de la guerrilla del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) mediante la lucha armada y la insurrección popular ante la falta de condiciones democráticas que permitieran una verdadera participación política-electoral de las organizaciones obreras, campesinas y populares.

A pesar de la reformas las condiciones continúan casi igual si tomamos en consideración los insuperables requisitos exigidos para constituir nuevos partidos políticos y la inscripción de las candidaturas independientes y los procesos viciados en la inscripción de los mismos.

Como organizaciones y luchadores sociales  debemos levantar un plan de lucha que garantice la plena  participación y representación política de  todos los sectores para ello debemos exigir: Que los procedimientos y requisitos para las  candidaturas no partidarias sean de fácil cumplimento, que se permitan las candidaturas no partidarias para  Presidente, Vicepresidente y Concejos Municipales y que los requisitos para legalización de los partidos políticos sean de fácil cumplimiento.

Exijamos  la Ley de iniciativa ciudadana de Ley

La Constitución en materia de creación de leyes establece en el  Artículo  133,  que  tienen exclusivamente iniciativa de ley:1º- Los Diputados; 2º- El Presidente de la República por medio de sus Ministros; 3º- La Corte Suprema de Justicia en materias relativas al Órgano Judicial, al ejercicio del notariado y de la abogacía, y a la jurisdicción y competencia de los Tribunales; 4º- Los Concejos Municipales en materia de impuestos municipales; 5º- EL PARLAMENTO CENTROAMERICANO.., lo anterior atenta contra la democracia ya que no permite que la clase trabajadora, campesinos, pueblos originarios, estudiantes y demás sectores populares presenten sus propias iniciativas de Ley sin tener que recurrir necesariamente a los Diputados de los diferentes partidos que conforman la Asamblea Legislativa para que le den tramite a dicha propuesta, lo que en muchos casos hace que sean tildados  de pertenecer a dicho partido.

Por lo anterior debemos demandar se aprobado una  Ley de iniciativa ciudadana de Ley ,  lo cual consiste en que todas las personas podamos presentar iniciativas de Ley ya sea a nivel nacional o municipal mediante el respaldo de determinado número de firmas. Así mismo debemos exigir otros mecanismos de  participación democrática como son el referéndum, plebiscito, la consulta popular y la revocatoria de mandato para todos aquellos funcionarios de elección popular y de alto nivel que no gobiernen en función de los intereses del pueblo.

La propuesta  para reducción del número de diputados

Hace pocos días ha circulado la  propuesta para reducir de 84 a 60 el número de diputados que conforman la Asamblea Legislativa  la cual es una iniciativa del diputado no partidario Leonardo Bonilla en dicha propuesta se manifiesta “…Apoya con tu firma digital la propuesta No Partidaria de reducción de Diputados de la Asamblea Legislativa de El Salvador, de 84 a 60 diputados, cumpliendo con la Sentencia del año 2002 emitida por la Sala Constitucional donde se declara inconstitucional la plancha nacional. En las últimas encuestas más del 70% de la población exige que se reduzca la cantidad de diputados, dicha reducción significaría un respiro fiscal para el país y el ahorro de más de 15 millones de dólares al estado salvadoreño por cada legislatura…”.

Respecto a la reducción del número de diputados requiere un mayor análisis y discusión ya que al reducir el número de diputados se da una reconcentración del poder legislativo en pocas manos,   quienes acapararían  la función de legislar cuando en realidad la lucha ha sido por que exista verdadera participación y representación de todos los sectores. Al reducir el número de Diputados se reduce el espacio para  que representantes  de los trabajadores, campesinos, estudiantes, indígenas y demás sectores populares puedan representar en la Asamblea Legislativa a sus sectores. Más que disminuir  el número de diputados se debe trabajar por una democrática asignación de la distribución de los diputados y democratizar la participación y representación política.

Paremos los gastos de la Asamblea Legislativa

Una verdadera  disminución de los gastos o respiro fiscal a nivel del órgano legislativo pasa necesariamente por reducir los montos financieros asignados a cada diputado para la contratación de empleados entre los cuales están los asesores, a manera de ejemplo se tiene  que “La junta directiva de la Asamblea Legislativa tiene un presupuesto de $4.74 millones para este año: $4,741,760 se destina a remuneraciones de los empleados que están asignados a los 14 diputados directivos, $239,035 a los bienes y servicios que utilizan y $38,740 es inversión en activo fijo… De acuerdo al presupuesto del órgano legislativo aprobado para el año 2018, las remuneraciones de los empleados de la presidencia de la Asamblea Legislativa costarán un total de $507,030…”(DEM.17/04/2018). Dicha asignación es muy aparte de los salarios que se le da a cada diputado mensualmente por cual debe reducirse dicho gasto.

Según el presupuesto de la Asamblea  tenemos que  mensualmente al presidente se le da un salario de 5,781.71, al  Vicepresidente: 5,115.15, Secretario: 4,854.30, Coordinador de Grupo Parlamentario: 4,854.30, Diputado: 4,015.71. El sueldo mensual   incluye el sueldo propiamente dicho,  gastos de representación,  gastos  de transporte y comunicación.   Sin agregar los bonos que se recetan.

Para un verdadero ahorro deben disminuirse  ambos rubros a manera que el sueldo mensual de todos los diputados sea igual al de un obrero calificado  independientemente el cargo que tenga en la asamblea, así mismo deben eliminarse todo tipo de bono y otros privilegios.

Share

Comentarios potenciados por CComment