EL SALVADOR.- ¡Libertad inmediata para Raúl Mijango!

Raul Mijango

El día de hoy, los medios de comunicación de El Salvador han dado a conocer la noticia de la captura de Raúl Mijango y otras personas, acusada por la Fiscalía de los cargos de “tráfico de objetos prohibidos” y “agrupaciones ilícitas”.

Raúl Mijango, ex guerrillero y ex diputado del FMLN, cobró notoriedad por ser el gran mediador de la tregua, entre el gobierno de Mauricio Funes y las principales pandillas Mara Salvatrucha (MS-13) y su rival Barrio 18, que se produjo en periodo 2012-2013, la que logró reducir la cantidad de crímenes violentos. En su momento casi todos los sectores políticos y sociales aplaudieron los resultados de la tregua, incluida la Iglesia Católica.

La tregua duró casi dos años, pero se rompió con acusaciones mutuas, tanto del gobierno como de las pandillas, de no haber cumplido con los acuerdos. La consecuencia fue un aumento de la espiral de violencia que afecta a las masas populares, quienes resienten a diario las extorsiones, asaltos y asesinatos.

Origen y evolución de las maras y pandillas

La descomposición social, producto del estancamiento económico y del fracaso de la revolución (1981-1992), más la brutal ofensiva neoliberal, son los factores objetivos que alimentan el crecimiento de las maras y pandillas en El Salvador. La juventud de los barrios marginales es excluida por el capitalismo en descomposición, empujándola a ejecutar actos delictivos en contra de su propio sector social.

En muchos casos, estas maras y pandillas son utilizadas como fuerzas del crimen organizado y el narcotráfico. Los asaltos y extorsiones alimentan a una cúpula que se enriquece, mientras por la base se mantiene el mismo nivel de miseria. Lamentablemente, las maras y pandillas es un fenómeno social masivo. Por eso han fracasado todo los operativos para destruirlas

Siempre hemos dicho que la ola de violencia que sacude a El Salvador, será solucionada cuando cambien esas condiciones objetivas de miseria que empujan a decenas de miles de jóvenes a organizarse en maras y pandillas.

En el recrudecimiento de la violencia, las maras y pandillas optaron por realizar masacres contra trabajadores indefensos, crímenes que fueron denunciados en su momento, exigiéndole que paren todos los actos de violencia y extorsión contra los trabajadores y sus familias.

La ofensiva del gobierno de Sánchez Curen contra las maras y pandillas

El recrudecimiento de la violencia, una vez que se rompió la tregua, ha dado lugar una ofensiva del gobierno del FMLN, presidido por Salvador Sánchez Cerén, para aniquilar a las pandillas. El uso de la represión estatal solo provocará una masacre, similar a la de la insurrección indígena de 1932.

El gobierno de Sánchez Ceren, que está comprometido a aplicar el llamando Plan de Alianza para la prosperidad que Estados Unidos diseño para los países del Triángulo Norte, inició su ofensiva con medidas de excepción, que fueron aprobadas por ARENA, y con el fortalecimiento del aparato militar y el uso de tropas especiales del Ejército y de la Policía, para enfrentar militarmente a las pandillas.

Mientras no cambien las condiciones objetivas que han permitido el desarrollo de las maras y pandillas, cualquier ofensiva militar va generar nuevas y peores contradicciones.

Mijango y el surgimiento del Movimiento Revolucionario del Pueblo (MRP)

En el marco de esta creciente confrontación militar entre las fuerzas represivas del Estado y las maras y pandillas, Raúl Mijango anuncio a inicios de abril de este año, que su Movimiento Revolucionario del Pueblo (MRP) se convertiría en un partido político.

Este anuncio hizo temblar a los partidos políticos derechistas, porque algunas fuerzas oscuras han utilizado la violencia para enriquecerse. Solo bastaría mencionar el lucrativo negocio de la seguridad privada, que genera miles de millones de dólares. Pero la principal preocupación del FMLN es que Mijango capitalice un fenómeno que ya se veía venir, y es que las maras y pandillas evolucionen políticamente, creando una fuerza política que tendría profundo arraigo en los barrios marginales.

La captura de Mijango y otras personas involucradas en la tregua de 2012-2013, es una maniobra del FMLN para abortar el proceso de evolución política de un sector de las maras y pandillas, que puede, dependiendo de las condiciones, disputarle una parte de su electorado.

Oponernos a la masacre

El Partido Socialista Centroamericano (PSOCA) condena las extorsiones, asaltos y asesinatos cometidos por las maras y pandillas, pero al mismo tiempo denunciamos que la actual ofensiva militarista del gobierno del FMLN está creando las condiciones para una masacre, que agudizará aún más el problema de la violencia.

Exigimos al gobierno del FMLN la libertad inmediata de Raúl Mijango y el levantamiento de todos los cargos inventados por la Fiscalía. No es la primera vez que encarcelan a Mijango, lo grave es que en esta ocasión lo hace el propio FMLN.

Exigimos, de igual manera, el cese de toda la ofensiva militar contra las maras. Aunque recientemente la Asamblea Legislativa reformó la legislación penal para evitar cualquier diálogo o negociacion con las maras y pandillas, exigimos al gobierno del FMLN que abra una mesa de negociación, de cara a toda la sociedad salvadoreña, para encontrar el mejor camino para terminar con la ola de violencia. Este endurecimiento del gobierno del FMLN presagia mas ataques contra el movimiento obrero, so pretexto de combatir a las maras.

A las maras y pandillas las llamamos a abandonar los asaltos, extorsiones y crimenes contra la indefensa población civil.

¡Reunificación Socialista de Centroamérica o muerte!!

Centroamérica, 3 de Mayo del 2016

Secretariado Ejecutivo Centroamericano (SECA)

Partido Socialista Centroamericano (PSOCA)

Share